Gracias al trabajo conjunto de la Fiscalía General de la Nación, a través de investigadores de la Dirección Especializada contra el Narcotráfico, y unidades del Ejército Nacional fue ubicado e intervenido un gigantesco complejo para el procesamiento de base de cocaína y otros insumos utilizados para la producción de estupefacientes en la vereda Santa Bárbara, en Morales (Cauca).

En el lugar fueron encontradas tres construcciones rústicas, en las que se incautaron más de tres toneladas de hoja de coca macerada, 600 kilogramos de sustancias químicas sólidas, combustible, prensas, canecas y maquinaria, entre otros elementos.

El material probatorio recopilado da cuenta de que estos laboratorios pertenecerían a una red narcotraficante que estaría al servicio de  la disidencia Dagoberto Ramos de las Farc.

La producción mensual superaría los 3.500 millones de pesos y la pasta base salía de este punto hacia cristalizaderos de clorhidrato de cocaína ubicados en zona rural de Suárez (Cauca).

Las investigaciones avanzan para lograr la individualización y captura de los responsables de esta actividad ilegal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here