Ante la problemática de inseguridad que aqueja el diario vivir en la ciudad y debido al déficit de policiales que se presenta en Colombia por la renuncia de unos de 16 mil efectivos amparados en la ley, el Alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina señaló que la ciudad explora la posibilidad de tener sus propios policías cívicos.

“Nuestro propósito nos permite avizorar que podemos llegar a pagar este personal, a través de una norma que posibilita ampliar este grupo de hombres que coadyuven a brindar mayor seguridad” manifestó.

El médico Ospina Gómez anotó: “la Administración Municipal se encuentra efectuando sus evaluaciones, porque es fundamental tener una mayor presencia institucional en todos los barrios, toda vez que nuestra preocupación es mayúscula”.

Precisó que la idea de los policías cívicos no es del Gobierno caleño sino del Ministerio del Interior, que tiene como fundamento un documento de Políticas para la Seguridad y la Convivencia Ciudadana y en marco de ello, plantea la oportunidad de un policía cívico ciudadano pago por las alcaldías en determinadas funciones.

“Queremos en el Gobierno caleño que el Ministerio del Interior nos explique a fondo sobre esta estrategia, en qué concurre la Nación en la misma para que no la desechemos en momentos cuando requerimos mayor  presencia de la autoridad”, concluyó.

Finalmente, recordó: “esta posibilidad se presenta porque desde la Dirección de la Policía Nacional nos han dicho que no tienen como abordar el hecho de la renuncia de 16 mil policías, quienes se han amparado bajo la ley, que les permite una pensión con 20 años de servicio y 40 de edad; reducción en la Fuerza Pública se presenta en todo el territorio colombiano”.