El hecho ocurrió en la Variante Sur, cerca de la trilladora, donde un cable de energía de alta tensión se desprendió, provocando la muerte instantánea de un caballo y a un perro que se encontraban en el lugar del incidente.

La comunidad hace un llamado a la compañía energética quien al parecer sería la encargada del mantenimiento de estas redes eléctricas, para evitar futuros accidentes que atenten con la integridad de la ciudadanía.