En la mañana del martes 14 de abril se presentó un accidente aéreo, dejando una avioneta de fumigación en cenizas y gracias a Dios el piloto resultó completamente a salvo.

La aeronave Airtractor AT 301 de matrícula HK-5162G, de propiedad de la empresa Fumigaray, de Aviación Agrícola, quedo completamente destruida.

El siniestro se suscitó entre las veredas la Bocatoma y Bajo Aguas Lindas, en jurisdicción del corregimiento cienaguero de Cordobita.

El piloto capitán pedro Eliseo Villalba, de 50 años, manifestó que se vio obligado a realizar una maniobra de emergencia, tras presentarse presuntamente una falla mecánica, agradeció a Dios quien fue el que salvo su vida, cuando cumplía una operación de aspersión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here