En la madrugada de este viernes, indígenas del Pueblo Misak tumbaron la estatua de Gonzalo Jiménez de Quesada ubicada en la plazoleta de la Universidad del Rosario en Bogotá.

Al lugar arribaron uniformados de la Policía que procedieron a detener a algunos comuneros y llevarlos a una Estación por lo sucedido.

Ya son tres las imágenes derribadas por esta comunidad, la primera en El Morro de Tulcán en Popayán y la segunda en la ciudad de Cali, ambas de Sebastián de Belalcázar.