Un fiscal de la Seccional Cali, con la Sijin de la Policía Nacional, identificaron y capturaron en esa ciudad a cuatro personas que habrían participado tanto en las agresiones, como en el posterior asesinato y desaparición del patrullero Carlos Andrés Rincón Martínez, el pasado 3 de junio.

Los procesados fueron identificados como: John Michael Cardona Jaramillo, Cristian Andrés Cortés Ortiz, Carolina Montaño Cuero y Daniel Alejandro Aguirre Castillo.

La investigación adelantada desde el momento mismo en que se conocieron los hechos permitió evidenciar que a las 8:30 de la noche de ese día, el uniformado se movilizaba en su moto por avenida Ciudad de Cali, calle 73 con carrera 1 de la capital vallecaucana, cuando fue interceptado por un grupo de 7 personas aproximadamente que lo bajó del vehículo y al parecer lo intimidó con armas de fuego.

Tras verificar que se trataba de un miembro de la fuerza pública, los sujetos lo llevaron contra su voluntad hacia el sitio conocido como Punto Cero, donde estaba una barricada de bloqueo a la vía Cali – Palmira y se encontraban presuntos integrantes de la denominada Primera Línea del punto de resistencia 1-73, sector Paso del Comercio.

Allí, la víctima fue golpeada y dejada en estado de indefensión, además de lesionada con armas blancas y de fuego. Estas agresiones habrían desencadenado su muerte.

El cuerpo sin vida del patrullero fue arrojado por los supuestos agresores a las aguas del río Cauca para presuntamente desaparecerlo; sin embargo, el 7 de junio último, este fue encontrado mientras flotaba en las riberas del río, a la altura de la vereda Piles, en jurisdicción del municipio de Palmira.

Con base en el material probatorio recaudado, el ente acusador les imputó cargos a los posibles involucrados, en calidad de coautores, por los delitos de tortura, homicidio agravado; tráfico, fabricación o porte de armas de fuego, partes o municiones; y desaparición forzada.
Ninguno aceptó su responsabilidad.