Por solicitud de la Seccional Risaralda de la Fiscalía, un hombre fue cobijado con detención preventiva en establecimiento carcelario luego de que fuera imputado como presunto responsable del abuso sexual, en por lo menos dos ocasiones, de su hijastra, una menor de 12 años de edad.

Los hechos habrían ocurrido en octubre de 2018 en la Vereda La Esmeralda de Quinchía (Risaralda) en el domicilio donde habitaba el núcleo familiar de la víctima. El hoy imputado habría aprovechado dos oportunidades en las que se quedó a solas con la menor para abusar de ella sexualmente. Producto de la última agresión, al parecer, la menor quedó embarazada, pero junto con la madre de la menor decidieron interrumpir el embarazo.

Ante un juez de control de garantías el hoy investigado fue imputado como presunto responsable del delito de acceso carnal abusivo con menor de 14  años, en concurso homogéneo y con circunstancias de agravación punitiva.  Los cargos fueron aceptados por el imputado, quien fue capturado el 25 de noviembre por servidores de la Sijín, en zona rural de la vereda La Esmeralda de Quinchía.